Saltar al contenido

Como regatear y negociar con éxito

El regateo es una manera de negociar el precio de un servicio o producto, sin cuidar demasiado las formas. Es más una discusión entre comprador y vendedor, en el que el objetivo, por ambas partes, es sacar el mejor precio. En países de Asia y del norte de África el regateo es una costumbre muy arraigada y si quieres comprar a buen precio tendrás que dominar el arte del regateo para el bien de tu cartera.

En el presupuesto de un viaje casi siempre tenemos una parte que destinamos a las compras, con lo que el regatear y negociar nos ayuda a que nuestro viaje sea barato.

Como es lógico, no en todos los sitios se puede regatear, y en cada uno está la percepción de lugar donde estamos comprando.

Pasos para un buen regateo

Las primeras impresiones

Tenéis que tener en cuenta que los vendedores son verdaderos profesionales de la negociación, en los que la mayoría tienen muchos años a sus espaldas y que dominan el arte del regateo a la perfección. Lo primero que hace un vendedor con intenciones de regatear, es radiografiarte todos los detalles, como vas vestido, si vas acompañado, que es lo primero que estas mirando, si traes bolsas con compras de otros puestos, etc. Con todo ello se hace una composición de lo “primo” que puedes llegar a ser. Así que regla numero 1, dar las mínimas pistas posibles al comprador.

mercado Marrakech

Antes del regateo

Informaros bien acerca de los detalles del producto que queréis comprar y preguntar por productos similares, para que no se vea un interés por el producto que realmente queréis. Siempre es más interesante hacer una negociación colectiva comprando en conjunto con nuestros compañeros de viaje. Cuantos más productos a comprar mejor precio se conseguirá. Pd. Que ningún amigo, novia o familiar entre en la negociación y te diga delante del vendedor “que bien te queda” o “como me gusta”. Recordar mínimas pistas posibles.

En el regateo

Una vez tengáis claro todo lo que queráis comprar, intentar hacer la primera oferta vosotros, ya que el primer precio marca el resto de la negociación y es el punto de referencia base de toda la negociación. Vuestro precio inicial o precio ancla, se basará en un precio más bajo de lo que realmente creéis que sería su precio justo o por el que harías la compra. El motivo es porque tendréis que contra-ofertar en varias ocasiones, de esa manera el vendedor también recibirá una impresión de flexibilidad por tu parte. En caso de que el vendedor oferte primero con un precio muy elevado, no tengáis ningún reparo o vergüenza en hacer una oferta similar a la baja. Es muy frecuente y nadie se tiene porque enfadar. Lo que tenemos que tener muy claro es nuestro precio de renuncia de la compra, ya que el vendedor tiene su precio de renuncia de la venta. La venta se realizará entre el precio de renuncia del comprador y vendedor. Ver grafico.

 

CONSEJOS Y COMPORTAMIENTO EN EL REGATEO

  • Estimar aproximadamente el precio de renuncia del vendedor. Esto podemos averiguarlo si previamente hemos tenido otra negociación sin acuerdo en otro puesto o tienda.
  • Intentar establecer primero tu precio, siendo este más bajo de lo que seria un precio justo. Después aumenta tu precio paulatinamente y así recibirán la impresión de que cada vez te acercas mas a tu punto de renuncia. La otra parte siempre va a esperar que contra-ofertes.
  • No negocies el precio de un producto que no tienes intención de comprar.
  • Es curioso, pero cuanto mas contra-oferta hay por las dos partes, mas posibilidades hay de que ambas partes sientan que la negociación haya sido un éxito.
  • Utiliza el silencio. Esto en ocasiones hace que el menos paciente se precipite en la negociación.
  • Negocia y paga en moneda local
  • No sintáis vergüenza por que vuestro precio de salida os parezca ridículo en comparación con el precio de venta.
  • Muestra respeto

COMO REGATEAR EN MARRAKECH. EJEMPLO REAL DE REGATEO

El regateo que os cuento es un caso real del mismo que escribe este post. El lugar fue en el mercado de curtidores de Marrakech, que es uno de los lugares del mundo donde mas arraigado esta el regateo y donde te encontraras vendedores muy habilidosos.

¿Qué queremos comprar?

Tener claro por lo que vamos a negociar, en mi caso un cinturón y una mochila de cuero, así que una vez decidido lo que realmente quería empezó la negociación.

¿Cómo afrontamos la negociación?

  • El comprador pide 1200 dh (1€=11dh). En este caso se me adelanto el vendedor en el precio y aunque os parezca una tontería o exageración ese primer precio se marca a fuego en las dos cabezas (comprador y vendedor). Y al final de la negociación casi siempre recordaras lo que te pidió inicialmente, y todo lo conseguido sobre ese precio parecerá un excelente precio. ¿Pero y si ese primer precio es estratosférico…?
  • Ofrezco 250 dh y después de las caras de ofendido y gestos varios, el comprador baja a 800dh.
  • Utilizo el silencio (momento de pausa, tranquilo sin estrés) y el comprador me baja a 600 dh. Como veis ya ha bajado a la mitad sin apenas hacer nada.
  • Le ofrezco 300 dh y baja a 450dh
  • Subo a mi última oferta 350dh y baja a 400dh. En este momento te das cuenta de que solamente ha bajado 50dh de su anterior precio, con lo que puedes intuir que estas cerca su precio de ruptura. Esto ocurre cuando el vendedor se ha pasado pidiendo con el precio inicial.
  • Me parece buen precio 400 dh, pero me gustaría saber si realmente es su precio de ruptura, así que con todos mis respetos y dando las gracias me despido del vendedor sin realizar la compra y me voy de la tienda. Por supuesto el vendedor me sigue por la calle insistiendo que 400 dh es su último precio.
  • Finalmente (después de perseguirme) me dejan irme sin aceptar la oferta de 350dh. Entonces, en ese momento, has encontrado el precio de renuncia del vendedor.
  • A los 5 minutos vuelvo a la tienda y le digo que si me lo da en 400 Dh a lo que accede de mala gana. Pero pensar que esa actitud forma parte de la negociación, ya que de esa manera quieren hacer sentir al comprador como triunfador de la negociación, cuando en realidad ha vendido un producto por un margen aceptable para él. Además, cuando el comprador se siente triunfador pueden volver a comprar más tarde en ese puesto. Todo forma parte del “guion”.

Conclusion

No siempre es necesario irse de la tienda sin acuerdo, pero a veces es una buena manera para saber los precios reales en mercados donde el regateo está a la orden de día.  Además, por lo general, ese artículo por el que estas negociando se encuentra en más tiendas en los alrededores.  Como referencia, en este caso, el precio de partida del vendedor es 3 veces mayor del precio de renuncia (pedían 1200 dh y la venta se realizó en 400dh).

Tener en cuenta que esta proporción posiblemente no valga cuando hablamos de artículos con menos precio (tipo suvenir), pero os podéis hacer una idea.

¡¡¡Espero que estos pasos os ayuden en vuestras negociaciones!!!